Director Nacional de INDAP y el Gobierno Regional de La Araucanía, participan en encuentro de la AFC en la Cooperativa Huichahue

Compartir

Las autoridades conocieron en terreno la experiencia de AluProt-CGNA, lupino súperproteico desarrollado por el CGNA, que se replica en otras cuatro cooperativas que forman NG-Seeds S.A, la primera empresa creada por el CGNA.

En su visita a la Región de La Araucanía, Octavio Sotomayor, Director Nacional del Instituto de Desarrollo Agropecuario (INDAP), se reunió con la cooperativa Huichahue para recorrer los terrenos cultivados con AluProt-CGNA, variedad de lupino dulce con 60% de proteína en grano descascarado desarrollado por el Centro de Genómica Nutricional Agroacuícola (CGNA). A la actividad también asistieron Alex Moenen-Locoz,director regional del INDAP; y Eduardo Abdala, jefe de la División de Planificación y Desarrollo (Diplader) y Eduardo Correa, Encargado de Desarrollo Económico, ambos funcionarios del Gobierno de la Región de La Araucanía (GORE Araucanía).

Bambino Caire, presidente de la cooperativa Huichahue, entidad asociada a NG-Seeds S.A, el primer spin-out creado por el CGNA-, guió a las autoridades por los campos que en unos meses más estarán pintados de amarillo. En la pasada temporada 2012/2013 se cultivaron 100 hectáreas de AluProt-CGNA para incrementar genéticamente esta variedad. Cuatro socios de la cooperativa Huichahue, con un total de 9 ha, fueron parte de este desafío. Uno de ellos fue Samuel Sandoval: “El año pasado sembré sólo dos hectáreas y me fue súper bien, por eso este año estoy sembrando 15 ha”, comentó Sandoval en la actividad. Tal como en muchos casos de la Agricultura Familiar Campesina (AFC), Samuel no posee tales tierras.

Esta temporada 1.400 ha de la Región de La Araucanía están siendo sembradas con AluProt-CGNA. Tras los buenos resultados de la temporada anterior, ahora son 25 los socios de la cooperativa Huichahue los que están participando con 160 ha.

Economía de escala

Además de la cooperativa de la AFC Huichahue, NG-Seeds S.A. está conformado por Peñiwen, Los Robles, Moñenco y Wullagro. El objetivo de esta empresa es orientar el trabajo de las cooperativas a un mercado específico, con calidad, cantidad y que se beneficien de la economía de escala, tanto para la compra de insumos agrícolas como para la venta de su producción.

Luego del recorrido, los asistentes a la actividad se dirigieron a la Escuela F-465 Trumpulo Chico. Las autoridades quedaron gratamente sorprendidas del avance de la producción de proteína vegetal. “Aquí, a mi juicio, se juntan dos cosas importantes que andamos buscando como Gobierno: organización campesina que funciona e innovación. Es una mezcla perfecta”, comentó Sotomayor

Los pequeños agricultores también están satisfechos con los resultados del cultivo de proteína vegetal. “La demanda (de AluProt-CGNA) sobrepasa la producción. Eso en nuestros cultivos no sucede, siempre el problema es a quién le vendemos y a veces no se recupera la inversión. Por eso nosotros tuvimos la suerte de encontrarnos con el CGNA”, expresó Caire, quien también es el presidente del Consejo Asesor Regional (CAR) de INDAP Araucanía.

La ciencia llega a las personas

“Éste es seguramente el mejor ejemplo que hay en la Región de La Araucanía de cómo una investigación  de personas con delantal blanco puede ayudar a transformar las economías locales y realizar cambios en los territorios. Nosotros sentimos que acá hay avances tremendamente importantes, pero la pega todavía está partiendo”, manifestó Abdala.

La autoridad regional resumió los logros y desafíos del CGNA, que recibe financiamiento basal  del Programa Regional de la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica (CONICYT) y del GORE de La Araucanía.“El CGNA ya logró un resultado y eso es relevante para demostrar que nosotros, como región, tenemos potencialidades y capacidades para llevar adelante procesos de esta envergadura. Pero tenemos el segundo gran desafío: no quedarnos solamente en la semilla y empezar a agregar valor, como los extrusados y expeller (cuyos prototipos, con altos contenidos en proteína, el centro ya ha desarrollado). Nosotros estamos disponibles para eso”.

Luego el jefe de la Diplader añadió: “El tercer elemento clave es cómo AluProt-CGNA aporta a dinamizar las economías locales. Estos pequeños campesinos no solamente tienen la oportunidad, sino que también las ganas de llevar adelante procesos de transformación, que para esto no se necesitan grandes empresas, se requieren grandes sueños”.

Mientras que Moenen-Locoz, Director Regional del INDAP manifestó: “Para potenciar el aumento de productividad y darles el empuje que uds. necesitan, veo que sería una alianza estratégica positiva, donde además se juntaría la tecnología, la innovación, la organización y el apoyo del gobierno a través de INDAP”.

En la actividad, el presidente de la cooperativa Huichahue le solicitó a la nueva autoridad nacional de INDAP que se una a los esfuerzos de las cooperativas miembro de NG-Seeds S.A. y del CGNA en la positiva transformación de la pequeña agricultura de La Araucanía.

Compartir

Envíanos tus comentarios acerca de esta publicación


account_circle


mail


call


chat