Cooperativas campesinas planifican su trabajo con el CGNA

Compartir

Pequeños productores esperan ser parte de la cadena de producción del lupino amarillo súperproteico.

Coordinar lugares de siembra, planificar preparación de suelo, conectividad de los predios y cómo hacer un trabajo colaborativo en el marco de la producción de semilla de lupino amarillo súperproteico, así como determinar la participación que tendrán en la creación de un spin out, fueron los temas centrales que trataron dirigentes de cooperativas campesinas de la Región de La Araucanía con el Centro de Genómica Nutricional Agroacuícola, CGNA.

Esto en reunión con el Director de I&D del CGNA, Dr. Haroldo Salvo-Garrido, y el gerente, Moisés Torres Romero, la que además contó con la presencia del dirigente y Presidente del Consejo Asesor Regional de INDAP, Bambino Caire, y el Presidente de CAMPOCOOP a nivel nacional, Daniel Rebolledo.

Es así como representantes de seis cooperativas campesinas coordinaron en conjunto con el CGNA lo que será la temporada de siembras 2013, en la que se espera incorporar sus predios al incremento genético de lupino amarillo. En esta etapa de certificación de la semilla serán multiplicadores, bajo la planificación del CGNA y del Servicio Agrícola y Ganadero, SAG, conforme a las normas que se aplican en este proceso.

Los agricultores poseen la experiencia adquirida en los años anteriores de las siembras con FEDERCOOP (Federación que reúne a cooperativas de la Región), con quienes se realizaron múltiples evaluaciones, lo que permitió detectar las problemáticas del sector e incorporar manejos agronómicos para sus condiciones. Esto bajo la idea del CGNA de ir disminuyendo la brecha productiva con el agricultor empresarial, el cual tiene más tecnología a su disposición, especialmente de maquinaria y recursos económicos en forma oportuna.

La participación de los pequeños productores en la conformación de un spin out que les permita ser parte de la cadena productiva -estrechamente ligada al mercado- con una organización moderna y eficiente, es un tema en el que están trabajando. “Sabemos que este cultivo tendrá una fuerte demanda dado su calidad, por lo que nos estamos organizando como cooperativas y aprovechando el gran apoyo que nos está dando el CGNA para concretar un  emprendimiento conjunto inédito, que nos permitirá producir para la agroindustria con todos las exigencias que ello tiene”, señaló Daniel Rebolledo.

El director del CGNA puntualizó que además de la producción para la demanda existente en alimentación animal, hay importantes avances en el área de procesamiento para incorporar el lupino amarillo súperproteico a la industria de alimentación humana “esto dado que la deficiencia de proteína vegetal proyectada está siendo real antes de lo esperado, por lo cual el CGNA sigue con mayor velocidad su trabajo de investigación-desarrollo en esta área”, indicó.

Se estima que la demanda inicial de lupino amarillo -sólo por parte del sector acuícola- será de 10 mil hectáreas. Para cubrir esta demanda, cuanto antes, son de gran relevancia las siembras de incremento genético.

Compartir

Envíanos tus comentarios acerca de esta publicación


account_circle


mail


call


chat